La antigua barca para cruzar el río Tajo en Malpica de Tajo

 

css menu by Css3Menu.com

La antigua barca, para cruzar el río Tajo, en Malpica de Tajo

Sobre los orígenes de la barca que comunicaba las dos orillas del río Tajo y cómo se construyó, solo puedo aventurar especulaciones y suposiciones. Posiblemente el Tajo se vadease, desde tiempos ancestrales, atravesando (a pie o a lomos de caballería) la chorrera sita por encima del Peñón y, en algún momento del devenir histórico, a alguien se le ocurriese la felíz idea de facilitar el paso sirviéndose de una barca, rudimentaria (para el paso de personas y enseres) en sus comienzos, supongo, y más sofisticada con el transcurso del tiempo y el aumento de los conocimientos y la tecnología, tranformandose en una especie de transbordador o ferry (no solo de personas sino de caballerías y enseres) que se desplazaba de una a otra orilla tirado y guiado por una maroma.

También su recorrido sería, en sus comienzos, aproximado y sujeto a las variaciones de caudal y fuerza de la corriente del Tajo en las distintas estaciones y dependiente de las variaciones pluviométricas de los distintos años y después se contruirían los embarcaderos en sendas orillas del río y se tendería la maroma para su arrastre y facilitar la estabilidad y guía frente a lo corriente, maroma que se desgastaría por la continua fricción y habrían de ser cambiadas (los cables de acero no se fabricaron hasta el siglo 20 y la barca desapareció a finales del XIX al construirse el puente) cada cierto tiempo. En realidad la barca (al menos en sus últimos tiempos) no era tal, pues estaba formada de una plataforma de madera montada y fijada a la barca propiamente dicha que se desplazaba perpendicularmente a la corriente, tirada y conducida por una maroma tendida entre los embarcaderos de sendas orillas.

Esta página pretende constituir una recopilación de los testimonios documentales y gráficos que sobre la barca que cruzaba el río Tajo en Malpica de Tajo, he conseguido algún conocimiento.

El testimonio más antiguo, del que tengo noticia, está relacionado con un hecho histórico muy importantante y documentado. A la muerte del rey Enrique III, en 1406, su hijo Juan II fue proclamado rey bajo la regencia de su madre Catalina de Lancaster y su tío Fernando de Antequera (que tras el compromiso de Caspe de 1412 pasaría a ser Fernando I rey de Aragón) pero tras la muerte de Catalina en 1418 y la proclamación de la mayoría de edad de Juan II de Castilla en 1419, el infante de Aragón Enrique de Trastámara, primo de Juan II, secuestra a Juan II el 14 de julio de 1420 (golpe o asalto de Tordesillas) lo que desencadena un enfrentamiento con su hermano Juan II de Aragón (padre de Fernando el Católico) por el control de Castilla lo que que también provoca una división de la nobleza castellana en dos bandos. Ante la amenaza de las huestes reunidas por Juan II en Olmedo y tras el fracaso de la mediación que intentó llevar a cabo la reina viuda Leonor de Alburquerque, madre de los dos infantes, don Enrique decidió sacar al rey de Ávila y llevárselo al sur, a los territorios de la Orden de Santiago (de la que él era maestre). Durante ese viaje logró convencer a la infanta Catalina de Castilla, hermana del rey Juan II, para que se casara con él y el enlace se celebró en Talavera de la Reina en noviembre de 1420 y así fue como Juan II llegó a Talavera. La huida de Talavera de la Reina, para zafarse del secuestro de su primo Enrique, del rey Juan II, don Álvaro de Luna(1), su suegro Martín Fernández, Pedro Suárez de Toledo(2) (señor de Oropesa), Diego López de Ayala(3) (dueño del castillo de Villalba) y el halconero mayor del Rey (que legó a la posteridad un entretenido relato de lo acontecido), el día 29 de Noviembre de 1420, con el pretexto de relizar una jornada de caza(4) es la que que nos proporciona ese testimonio documental sobre la barca de Malpica de Tajo.

"Cuando el rey hubo pasado la puente del Alberche que está a una legua de Talavera, cabalgó en un caballo, y don Álvaro de Luna en otro, diciendo que iban a matar un jabalí que estaba en el soto, y anduvieron cuanto pudieron, de manera que en menos de dos horas llegaron al Castillo de Villalba que era de Diego López de Ayala y estaba a cuatro leguas de Talavera. Viendo que el Castillo de Villalba no era defendedero, el rey determinó partir, y comió muy poco, y partió y cruzó la barca. Y salido el rey de la barca, fue a pie hasta un Castillo que está en la ribera, que se llama Malpica, que era del Adelantado Perafán de Ribera(5) , y del castillo salieron seis de a caballo y se vinieron para el rey, y el rey mando que diesen los caballos a los que con él iban y tomasen sus mulas.

"El Condestable y los caballeros que salieron de Talavera, e iban al alcance del rey, anduvieron cuanto pudieron; pero como la gente de armas no pudo andar mucho, cuando llegaron a la barca era bien de noche, y cuando la pasaron era mucho más de medianoche, y reposaron en Malpica una pieza, y desde allí continuaron su camino hasta Montalbán".

Después de toda esta persecución y de algunas escaramuzas, la reconciliación tuvo lugar justo al pie de la barca:

"...y el rey acordó venir a comer al Castillo de Villalba. Los Infantes D. Juan y D. Pedro lo esperaron en la ribera del Tajo, donde el rey había de descender de la barca en que había de pasar. Y luego que el rey salió de la barca, llegaron los Infantes D. Juan y D. Pedro, y le besaron las manos, y el rey los dio la paz y les hizo muy buen recibimiento. Y hecho este recibimiento el rey se fue para el Castillo de Villalba, y con él los Infantes y todos los otros caballeros."

La siguiente mención documentada a la barca proviene de las propias "Relaciones de Felipe II" cumplimentadas en 1576, a cuyo capítulo 22 del interrogatorio se responde:

A este capitulo se responde que en el dicho rio de Tajo, en termino de la dicha villa, esta una parada de molinos de cuatro ruedas, y que estos molinos son del dicho don Francisco de Ribera, y le vale cada un año novecientas fanegas de trigo, y que en el dicho rio, junto a la dicha villa, hay una barca del dicho don Francisco de Ribera que le renta en cada un año quince mil maravedís.

Ni en la cartografía ni en la corografía encargadas, por Felipe IV en 1645 para su proyecto de navegabilidad del río Tajo, al matemático Luis Carduchi, figura la barca de Malpica, pero sí los molinos de Corralejo, como puede constatarse en el enlace correspondiente de más arriba.

El alcalde de Madrid don Carlos de Simón Pontero ante la escasez de productos que sufría la villa y sus alrededores presentó, en 1756, ante Fernado VI un memorandum, el Proyecto para la navegación de los ríos Tajo, Guadiela Manzanares y Xarama, que el citado Fernando VI aprobó en julio de 1756, con la intención de hacer de Madrid un puerto, que se pudiese navegar desde el Manzanares y Jarama y enlazando en Aranjuez con el Tajo hasta Lisboa. En el detalle de una de las corografía puede apreciarse la situación de la barca de Malpica.

Parte de una Corografía, molinos de Corralejo, de D. Joseph Briz y D. Pedro Simón y Gil sobre el río Tajo. Año de 1755

Plano de las riberas del río Tajo desde el Brazo La Fuerza hasta por debajo de la desembocadura del arroyo Pusa por José Briz y Pedro Simón Gil en 1755. En este plano sí aparece la reseña a la barca de Malpica de Tajo pero no al puente, que es construcción posterior.

Planos de reconocimiento de las riberas del Tajo, desde el Brazo La Fuerza  hasta por debajo de la desembocadura del Pusa realizado por José Briz y Pedro Simón Gil en 1755

A la destitución del marqués de la Ensenada en 1754, Tomás López(6) asumió la formación de los mapas de reinos y provincias de España con su método de trabajo de "estudio", para ello consultó muchas fuentes geográficas y cartográficas y realizó unos interrogatorio (al modo de las Relaciones de Felipe II), acompañados de una carta circular impresa que envió a las autoridades eclesiásticas y civiles para obtener información geográfica e histórica de España. Es una obra fundamental aunque en sus mapas se descubran errores de localización de accidentes geográficos, lugares, etc., tal vez a consecuencia de su método de trabajo. Reproduzco una parte del interrogario que respondió el cura de Domingopérez en que se habla de la barca de Malpica de Tajo.

Parte del interrogario que respondió el cura de Domingopérez  a Tomás López en que se habla de la barca de Malpica de Tajo

Cuya transcripción sería

Está situado este pueblo (Domingopérez) al mediodía y entre dos ríos, Tajo, que desde Toledo, y la Puebla viene por Malpica y Cebolla, hasta Talabera, y Alberche que viene por Escalona, y pasa por cerca de Crespos, y va a unirse con el Tajo media legua antes de talavera. Alberche se pasa una legua antes de Talabera por un puente largo y malo de madera, y el Tajo por Barcas, una al frente de Malpica, otra junto a Cebolla y otra cerca de Montearagón.

Ahora muestro un detalle del mapa general que Tomás López levantó sobre la provincia de Toledo, de 1768, en el que se señala un molino corriente a bajo de la barca; la hipótesis más probable es que fuese debido a un error de localización pues era un geógrafo de estudio, no de campo, que basaba sus mapas en las respuestas a interrogatorios o cuestionarios o tal vez porque hubiese noticias de que allí, en el otro brazo de agua de esa antigua isla frente al Peñón, hubiese existido, en tiempos, otro molino.

Detalle del mapa general de Tomás López sobre la provincia de Toledo, de 1768, en el que se señala un molino corriente a bajo de la barca

Transcribo ahora lo que dice sobre la barca de Malpica de Tajo D. Fermín Caballero(7) allá por el 1825.

En el capítulo de Los derechos reales y señoriales

Barca: El paso del Tajo por Malpica se hace en la barca que la Casa ha establecido y sostiene.

La ------- y la barca forman un capital de unos 16 D reales que se mantiene con algunos reparos. Su renta es subidísima respecto de este capital, pues vale 4,600 reales anuales, teniendo paso franco los dependientes de la Casa. No se como puede sostenerse en este valor, siendo punto de tan poco transito y comunicación.

Los ganaderos trashumantes que daban la principal utilidad, pasan poco en el día por muchas causas; cuales son el no tener arredado en la Dehesa más que cinco quintos; el mejor paso que ofrece el puente de Montalbán; y el haberse establecido un portazgo en el camino que va a Malpica, cuyo pago evitan por Montalbán.

En 1576 solo producía 440 reales.

En el diccionario

Barca de Malpica: Para pasar el rio Tajo, entre esta Villa y el Sotillo.

Es bastante capaz y tiene una gran maroma de cáñamo traído de Bilbao.

Es propiedad del Mayorazgo de Malpica, al que rentaba en 1576 unos 440 reales, pero en el día se halla arrendada en 4,600 reales pasando de balde a los dependientes de la Casa.

El principal paso es el de los ganados merinos.

Y para terminar este apartado, la barca en el plano de Malpica de Tajo levantado por Fermín CABALLERO:

la barca en el plano de Malpica de Tajo levantado por Fermín CABALLERO, 1825

También puede apreciarse la situación de la barca de Malpica de Tajo en los planos que representan el reconocimiento de las ribera del Rio Tajo con objeto de arreglar la navegación del río. Verificados por el Arquitecto de Madrid Don Agustin Marco-Artu en compañía de varios prácticos del país en 1828, muestro el tramo que va desde el vado río abajo de la barca de El Carpio de Tajo hasta el molino de Cebolla, que comprende los molinos de Corralejo y la barca de Malpica.

Plano que representan el reconocimiento de las ribera del Rio Tajo, desde el vado río abajo de la barca de El Carpio de Tajo hasta el molino de Cebolla, levantados por el Arquitecto de Madrid Don Agustin Marco-Artu  en 1828

También se cita la barca de Malpica en: " Memoria que tiene por objeto manifestar la posibilidad y facilidad de hacer navegable el rio Tajo desde Aranjuez hasta el Atlántico : las ventajas de esta empresa y las concesiones hechas á la misma para realizar la navegacion" por ... Francisco Javier de Cabanes en 1829.

Memoria que tiene por objeto manifestar la posibilidad y facilidad de hacer navegable el rio Tajo desde Aranjuez hasta el Atlántico. F.J. de Cabanes

Memoria que tiene por objeto manifestar la posibilidad y facilidad de hacer navegable el rio Tajo desde Aranjuez hasta el Atlántico. F.J. de Cabanes

En 1832 Bernardino Fernández de Velasco, duque de Frías, dedicó a la marquesa de Malpica(8) un poema en que se citaba la barca de paso del río Tajo en Malpica de Tajo.

Poema dedicado a la marquesa de Malpica por el duque de Frías.

Del mapa elaborado por el topógrafo D. Pantaleón López en 1858 solo comentar que no se reseña la barca pero sí una casa que podría identificarse con la casa del guarda de Corralejo o la del bote del castillo.

La barca de Malpica de Tajo si se especifica en el siguiente detalle del mapa topográfico del IGE de 1882.

La barca de Malpica de Tajo en un detalle del mapa topográfico del IGE de 1882.

En la foto siguiente, de mediados del pasado siglo, puede apreciarse la estructua de la barca-transbordador y del embarcadero de atraque, el camino de acceso bajando la barranca y los restos de lo que, en tiempos debió ser la casa del barquero o de la casilla de la barca, del lado del pueblo de Malpica de Tajo. El barquero se llamaba Eulogio y la familia que tansbordaba eran Moisés Sánchez-Cabezudo su esposa e hijo, su sobrino Rafael Sánchez-Cabezudo "el estanquero" y el otro rapaz pudiese ser el primo de Rafa, Joaquinillo.(9)

La barca de Malpica de Tajo en una foto de mediados del siglo pasado.

En la foto siguiente, del mismo viaje pero en la la orilla del otro lado del Tajo, observamos con algo más de detalle la simple pero funcional estructura de la barca-transbordador, con la maroma de guia y tracción entre las pértigas y el embarcadero opuesto al del pueblo. Lo del yugo y las flechas es un signo de los tiempos que corrían.

La barca de Malpica de Tajo en una foto de mediados del siglo pasado.

En la siguiente foto, de años después pues ya está reconstruído el puente de hierro(10) , lo que atrae nuestro interés es la vista de la estructura ya en ruinas de las instalaciones anexas al embarcadero y casilla de la barca vistas desde el pueblo.

La barca de Malpica de Tajo en una foto de mediados del siglo pasado.

Los restos de las construcciones del embarcadero y la casilla de la barca descansan en la barranca del río Tajo.

Restos de las construcciones de la barca de Malpica de Tajo.

Restos de las construcciones de la barca de Malpica de Tajo.

En el otro lado, la vegetación ha fagocitado los restos del embarcadero que la erosión del agua ha dejado

Restos de las construcciones de la barca de Malpica de Tajo, en el otro lado.

(1) Sobre esta figura tan importante y controvertida (sobrino del papa Luna, buen caballero, diestro lancero, aceptable poeta y correcto prosista), mucho se ha estudiado y escrito, fue infante, amigo (algunos estudiosos como Marañón, opinan que llegaron a ser amantes) fiel consejero y valido, y persona muy influyente sobre, Juan II, pero esta influencia sobre el rey fue la causa de su caída en desgracia pues desencadenó la envidia de otros nobles principales aliados de los infantes de Aragón (primos de Juan II), y los celos de la reina Isabel de Portugal (esposa del rey Juan y madre de Isabel la Católica) quien temerosa y celosa del inmenso poder del de Luna, sabedora de su gran acumulación de posesiones y riquezas, sus intrigas, abusos y ciertos crimenes dispuestos por el condestable, convenció a su marido, el rey Juan, a prescindir del favorito, quien fue decapitado, después de un jucio semejante a una parodia, en Valladolid, el 2 de junio de 1453. >>

(2) Emparentado con los Ayala y por tanto con la esposa del II señor de Valdepusa, D. Per Afán de Ribera (de quien tratamos más abajo), Dñª Aldonza Gómez, hija de doña Inés de Ayala (esposa de Diego Gómez). >>

(3) También de la familia de los Ayala y emparentado con la esposa (en segundas nupcias) del II señor de Valdepusa, D. Per Afán de Ribera (de quien tratamos más abajo), Dñª Aldonza Gómez, hija de doña Inés de Ayala (esposa de Diego Gómez). >>

(4) En el camino hacia el castillo de Villalba se les unen cincuenta hombres, comandados por los condes de Benavente y de Trastámara. >>

(5) D. Per Afán de Ribera, Adelantado de Andalucía, se había casado, en segundas nupcias, con Dª Aldonza Gómez, hija de Dª. Inés de Ayala y era pues, por matrimonio, el segundo titular del señorío de Valdepusa. También fue unos de los cinco consejeros que, tras el compromiso de Caspe, Fernado I de Aragón dejó a su sobrino el rey Juan II durante su minoría de edad. El Concejo de la Mesta le había ya concedido una exención y privilegio para que la dehesa de Valdepusa fuese libre y franca y no sujeta a las ordenanzas del dicho Concejo, el 8 de Octubre de 1417 y, con el objeto de facilitar el el paso del ganado a la Dehesa, concertó con el referido Concejo, el levantamiento de un puente sobre el rio Tajo en Malpica, que quedó sin efecto para evitar la competencias con la vecina Dª Leonor que pensaba construirlo en La Puebla de Montalbán, con lo que el paso del río Tajo por Malpica continuó relizando mediante la barca. >>

(6) En esta página y esta otra se complementa la vida y obra de Tomás López. Esta página del Instituto de Estudios Madrileños además recopila fuentes y bibliografía. Esta página sobre la historia de Covaleda recopila, además de las respuestas del pueblo, las preguntas de los interrogatoris que sirvieron a Tomás López, en 1766, para confeccionar los mapas de su obra del Diccionario Geográfico de España. >>

(7) TALAVERA ALMENDRO, A., El estado de Valdepusa y Malpica: Apuntes de una historia en común, ediciones Ende, 2016. ISBN 9788416683307 páginas 160 y 287, sobre un manuscrito de CABALLERO Y MORGÁEZ, Fermín. Descripción Histórica, Cronológica, Estadística y Topográfica del Marquesado De Malpica, 1828. >>

(8) Por el año en que se escribió y dedicó esta poesía, la marquesa de Malpica pudiera ser Dª María Encarnación Álvarez de Bohorquez Chacón a quien Fermín Caballero dedicó también la obra que citamos en la nota 7 anterior. >>

(9) Las fotos y la información son cortesía de Regino Sánchez-Cabezudo. >>

(10) Enlazo a este redondo y completo artículo de Roberto Félix García en que aborda un estudio exhaustivo, grafico, documentado y bibliografiado sobre la historia del puente viejo de hierro de Malpica de Tajo en uno de sus blog "Puentes ferrocarriles y carreteras en la provincia de Toledo". Cito una anécdota que me contaba mi madre: Al término de la guerra civil ella era una chiquilla pero, como a casi todo el mundo sin distinción de edad o sexo, en aquella época, le tocaba aportar su granito de arena al mantenimiento del hogar, que, además de las labores propias de la casa y otras tareas menores, consistía en llevar a pastar a un par de cabra al otro lado del río para lo cual tenía que atravesar una bamboleante pasarela de sogas y madera que al efecto se había tendido provisionalmente mientras se reconstruía el volado puente. Confesaba que nunca nada le había dado tanto miedo como el bamboleo que el cadencioso andar de las cabras provocaba en la pasarela sobre las bravas aguas del Tajo. >>