Flora y fauna de Malpica de Tajo


 

Cardo lanudo, cabrero, azotacristos (Carthamus lanatus)

Etimología del Carthamus lanatus

Carthamus: latinizando del árabe «Kârtum», raíz semítica que significa «tinte», en alusión a sus cualidades tintóreas, como el cártamo con el que está emparentado. El epíteto Lanatus procede del latín y, según unos autores, se nominó así por su aspecto blanco lanudo y de acuerdo con otras opiniones porque se usaba como cardador para cardar la lana.


Cardo lanudo (Carthamus lanatus)

Descripción del Carthamus lanatus

Es una planta anual, con muchas espinas, de 10 a 80 cm de altura; los tallos son erectos, muy ramificados (sobre todo en sus partes media y superior), y están cubiertos de un abundante tomento lanudo blanco (de ahí su nombre específico en Latín, lanatus), en particular durante la preantesis de ellos salen las ramas patentes o erecto-patentes; los tallos tienen forma cilíndrica, y son más o menos estriados, ápteros, con hojas a lo largo de toda su extensión y presentan un color blanquecino pajizo. Las hojas son ovales, lanceoladas, glandulosa-viscosas, con lóbulos muy profundos, coriáceas, rígidas, no decurrentes, con nervadura reticulada y nervios laterales paralelos al nervio medio, las hojas caulinares y terminales son sésiles, amplexicaules, patentes o erecto-patentes, arqueadas, ovado lanceoladas, acuminadas, de nervadura palmado-reticulada, sinuado-dentadas, pinatífidas o pinnatipartidas con hasta siete pares de lóbulos laterales antrorsos, desiguales, más o menos triangulares y terminadas en espina. Las flores, amarillas y brillantes, en capítulos de unos 3 cm de diámetro, están agrupados en corimbo o bien crecen solitarias. Las Brácteas exteriores, imbricadas, son muy parecidas a las hojas superiores, pero más cortas y menos espinosas; las internas son lanceoladas, escariosas, más o menos denticuladas y con puntas oscuras; las externas iguales o hasta una vez y media la longitud de las internas, patentes o arqueado-reflexas, con base ovada u ovado-triangular, coriácea, cóncava, amarillenta, y limbo oblongo-lanceolado, largamente acuminado, con de cinco a siete nervios prominentes poco o nada marcados en la parte inferior, espinoso-dentado o lobado, pectinado-pinnatífido, con de cuatro a siete pares de lóbulos o dientes triangular-acuminados, desiguales, espinosos, con espina apical amarillenta; las hojas medias más externas son erecto-patentes, con base oval-oblonga u obovado-oblonga, correosa y punta foliácea estrechamente lanceolada o lanceolado-linear, dentada y espinosa, y las del interior erectas y adpresas, cartáceas, oblongas, verdosas o amarillentas, de margen hialino estrecho, con nervios casi inapreciables, terminadas en un apéndice triangular u ovado-lanceolado, cuspidado, espinescente, a menudo coloreado de pardo o rojo, con margen inferior membranáceo, frecuentemente dentado o lacerado. El receptáculo es de forma cónica aguda, con cerdas acintadas blanquecinas. La corola es glabra y con nervios longitudinales rojizos o purpúreos; el tubo es flexuoso, a veces rizado en la parte superior y carnoso en la base; el limbo es tubular-acampanado, ventrudo en la base, de un amarillo intenso, con cinco lóbulos más o menos iguales, de erectos a erecto-patentes, lineares y obtusos. Los estambres con filamento elástico -excepto el collar apical, ligeramente engrosado y de consistencia diferente-, estrellado-peloso en su parte media y con pelos blanquecinos y digitiformes; las anteras son amarillas, con apéndices basales triangulares, membranáceos e irregularmente dentados o laciniados. El estilo es también amarillo con dos bandas longitudinales obscuras, rodeado en la base por un nectario subcilíndrico, con ramas adosadas, obtusas y con superficie estigmática en la cara interna de su margen. Los frutos periféricos son aquenios poligonales, cortos, cónico-ovalados, de color pardo y con muecas irregulares; los centrales son cipselas similares en forma y color, pero con un vilano de cerdas/escamas denticuladas, algo más largo que el aquenio.

Hoja, cipsela y tipos de brácteas del Cardo Lanudo (Carthamus lanatus)
Flor de cardo lanudo (Carthamus lanatus)

Distribución y hábitat

Se desarrolla en cunetas, eriales y pastizales de secano, es muy común y abundante. Florece desde finales de mayo hasta principios de verano en que se seca.

Flor del cardo lanudo (Carthamus lanatus)

Usos del Carthamus lanatus

Se usa en ocasiones como ornamental. Mi abuelo contaba que había oído que se usaba contra picaduras de avispas alacranes y víboras, cuyo veneno supuestamente neutralizaría, a mí me extraña sobremanera que la planta tenga componentes de tan amplio espectro de uso.

Otras personas mayores, más que yo, me han contado que, de niños, se untaban el cuerpo con el jugo rojizo que segrega el tallo de la planta al partirla y simulaban ser el "Cristo azotado", ¿de ahí otro de los nombres vernáculos?

Flor alba del Cardo Lanudo (Carthamus lanatus)
Capítulo del Cardo Lanudo (Carthamus lanatus)
Capítulo del Cardo Lanudo (Carthamus lanatus)
Capítulo del Cardo Lanudo (Carthamus lanatus)
Capítulo seccionado del Cardo Lanudo (Carthamus lanatus)
Seccionado de un Capítulo del Cardo Lanudo (Carthamus lanatus)
Cipselas, semillas y vilanos del Cardo Lanudo (Carthamus lanatus)

Otros nombres comunes, vernáculos o vulgares del Carthamus lanatus

Abriojos, alazor, alazor montesino, azafrán bravo, azafrán rumí-silvestre, azota Cristos, cardo, cardo borriquero, cardo cabrero, cardo chico, cardo de Cristo, cardo de la uva, cardo de uva, cardo espinoso, cardo heredero, cardo hueso, cardohuso, cardo-huso, cardo matutero, cardones, cardo santo, cardo yesquero, cardo zambombero, cartamo agreste, primero, cartamo husero, cartamo salvaje, primero, cartamo silvestre, cártamo silvestre, espina de Cristo, espino, espino de Cristo, pincho cambrón, pincho de la uva y sangre de Cristo.